archivo

Archivos Mensuales: octubre 2012

No es la primera vez que me seduce un libro por su portada, y es que el material,  el diseño e incluso el peso son elementos que atraen a cualquier ratón de biblioteca. Si además la portada se titula de forma tan rotunda como ocurre con el que firma el historiador Paul Goldberger, es imposible no abrirlo para ojear su contenido más allá de aquel primer impulso. Por qué importa la arquitectura, de Ivorypress, asegura una visión no dogmática de alguien que conoce suficientemente la historia como para afirmar:  “Hay muy pocas cosas en la vida de las que piense que sólo se pueden hacer de una manera. Eso ha condicionado mi mirada. Todavía me cuesta entender a los talibanes de la arquitectura que solo admiten una manera de actuar“. No se queda ahí, en estos tiempos confiesa que; “La especulación tiene más que ver con la mala arquitectura que con la buena“…  “Esos miles de edificios sin calidad acabaron con la economía. La prensa no habló de ellos. De eso somos culpables. No de apoyar la arquitectura-espectáculo”. Parece que se pueden extraer muchas lecciones de un volumen compacto que con su  austera apariencia parece querer dar ejemplo, alguna incluso de difícil digestión pero no por ello menos cierta: “Hay muchas circunstancias hoy en las que creo que el mejor edificio es no hacer ningún edificio. No necesitamos más”.

vía ElPaís – “Los miles de edificios sin calidad acabaron con la economía

Anuncios

Desde que se acuñara el concepto de lovemark, el ingenio se ha agudizado para acompañar la forma del producto con un buen fondo y unos cuantos extras. Hace poco que la marca COS se instaló en nuestro país con una filosofía que va más allá de las prendas que venden. Algunas de sus tiendas se sienten distintas al primer paso, la distribución por colores, las alfombras, los tejidos, los sillones, el trato, las perchas, los cortes… Todo esto, bajo los adjetivos que titulan esta entrada, se acompaña de un sobrio magazine donde puedes ojear escuetos artículos de arte, fotografía o diseño, entre los que es posible leer entrevistas a arquitectos emergentes como Ole Scheeren o reseñas sobre otras marcas la danesa  HAY.  Así que, si la moda no te entra por las mangas, puedes dejar que seduzca tu mente leyendo entre costuras y dobleces.

Probablemente sea difícil encontrar su nombre, y no digamos su obra, en una revista de arquitectura al uso y, sin embargo, en estos momentos, su postura puede ser un buen ejemplo para demostrar aquello que decía en esta entrevista via cyanmag hablando sobre la crisis: “Va a hacer despertar a los arquitectos para ver que hay muchas otras formas de desarrollar la profesión”. Y es que Luís Úrculo no cree en las etiquetas sino en los procesos creativos que, en su caso, desembocan en vídeos, instalaciones, obras de arte y cualquier otra construcción que, sin estar hechas con hormigón, hablan igualmente de espacios. Su ‘ensayo sobre la ruina‘, que puede verse estos días en la Galería Eva Ruiz, recorre los restos físicos de las crisis mundiales, retrata el papel de multinacionales como Ikea y ensalza las virtudes de las ruinas y los deshechos con posibilidades de reciclarse y convertirse en otra cosa. Eso mismo que nuestra disciplina debiera empezar a plantearse.