poesía publicitaria

Hay veces en que las vallas publicitarias sirven para que algún viandante, ya sea artista o gamberro, haga de un anuncio corporativo una obra propia, con mayor o menor acierto. Incluso hay quien ha sustituido los anuncios, utilizando su soporte, para llamar la atención sobre esta contaminación visual a la que nos hemos acostumbrado en la ciudad contemporánea. Sin embargo, hasta que Robert Montgomery ha decidido expresarse, nunca esa parada de autobús o cartel luminoso contó con un mínimo de poesía. Esa es la acción que ha emprendido este artista londinense haciendo de la publicidad un poema, literalmente. +imágenes via mymodernmet

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: